Martes
20 de Noviembre de 2018
Cultura

Asimetrías

Autor: Coordinador: Ernesto Teuma
Fotos: Ilustración de Carralero
Fecha: 9 de Febrero de 2018
Ilustración de Carralero

Austin Llerandi Pérez

(Arroyo Naranjo, 1990)

Estudiante de 2do año de Español-Literatura, UCP Enrique José Varona.

Serio defensor del soneto clásico.  Ama a los gatos (le han enseñado cosas sobre las mujeres) y a las mujeres porque le han enseñado que no pueden domesticarlo.

 

SONETO HOGAREÑO

La casa muerde en horas amarillas.

Vedle allí quieta, paulatina, sola…

Ajena a los vecinos y la ola

De niños del ayer que en sus orillas

 

Olvidarán morir. En sus rodillas

Rueda una rota que rodando enrola

Mudez que a los relojes desencola

Encaneciendo al tiempo y las mejillas.

 

Los umbrales, en su amarga paciencia

Han degustado de infidelidades,

Bodas, velorios, resquemor, anuencia.

 

Navío al cual el puerto huyó bondades,

Velamen agostado en penitencia

La casa escora ya, harta de edades.

 

SONETO NARRATOLÓGICO

Que tú fuiste mi actante, no lo niego…

Protagonista, narradora, oda,

Tiempo y espacio, iluminante coda

Dormida entre lo absurdo de su juego.

 

Diégesis agostada junto al fuego

Que no ha de crepitar la vida toda,

Si nuestra peripecia fue una moda

Ajena a primaveras y otro ruego.

 

Pleonasmo de ayer, cansado ab ovo,

Yo fui tu Robin Hood, mas sin el robo

Y tú mi Cenicienta sin las doce.

 

La anagnórisis, sí, después del goce…

La perisología del naufragio…

Tú, antítesis. Yo, hipálage. Tú, plagio.

 

SONETO CIERTO

Que tu rostro resalta entre las caras

Como el día resalta entre las horas…

Yo te observo de lejos, porque afloras

Aunque no lo desees, porque paras

 

El tiempo cuando avanzas entre raras

Miradas que te lanzo… me empeoras

Las ganas de soñar en los ahoras,

Los más tarde, los luegos. Tú separas

 

Mi blanda realidad de lo concreto

Que anida en lo vivaz de tu belleza.

Por eso es que abandono mi discreto

 

Silencio; es que he dejado la cabeza

Perdida ante tu paso y tu secreto…

Discúlpame la vista y la certeza.

 

 

Deje su comentario

*(Campos requeridos)