Martes
12 de Noviembre de 2019
Deporte

Lewandoski: Un delantero callaíto

Autor: Darío Alejandro Escobar
Fotos: De varios medios
Fecha: 8 de Noviembre de 2019
El delantero polaco Robert Lewandoski ha decidido cerrar a full el 2019.

Puede que alguna vez en la vida conozcamos a alguien brillante que, por una razón o por otra, no logra alcanzar el lugar elevadísimo que —creemos— le corresponde. Esa persona siempre disputa los primeros puestos y no se ausenta de la comidilla, pero no se sabe si por mala suerte o cualquier causa rara queda siempre un escalón por debajo. Tiene destellos de supernova, pero segundos después cae, de nuevo, en una penumbra sospechosa. Hasta un día. 

El delantero polaco Robert Lewandoski ha decidido cerrar a full el 2019. No importa que su equipo atraviese una crisis de identidad y despidiesen a su entrenador por estos días.  Hace caso omiso a los premios y títulos de las dos superestrellas que se han encargado de alejarlo de los focos en años recientes: Lionel Messi y Cristiano Ronaldo. Sus números, así como quien no quiere las cosas, demuestran que va muy en serio durante esta temporada pues acumula más de una veintena de goles en solo 17 partidos en todas las competiciones.  

Nadie sabe por qué el Real Madrid no compró a este delantero tras la marcha de Cristiano. El de Varsovia es un goleador de raza que ya ha confirmado cuán efectivo puede resultar, incluso al mismo supercampeón europeo le anotó un póker no hace demasiado. Tampoco los clubes ingleses se atrevieron a sacarlo de Múnich y los bávaros, liderados desde las oficinas por Uli Hoeness y Karl Heinz Rummenigge, se han esmerado en mimarlo. Sin embargo, a estas alturas yo había apostado por verlo en un club más competitivo.

Veremos cómo continúa la historia para “Bobby” Lewandoswki. El Bayern Munich es un club que planifica muy bien sus estrategias de mercado y, aunque tenga dificultades, sigue vivo en la Champions y peleando el liderato de la Bundesliga. Nadie se sorprendería si a finales de la temporada vemos a los alemanes de la ciudad de la cerveza festejando títulos. Cuando peor se está es cuando compruebas la valía de un profesional. En un equipo ganador todos parecen buenos, pero cuando las cosas no salen bien hay que observar quién brilla y cuál es su actitud ante las situación complicadas. Mucho más en los deportes colectivos. Ahora mismo los muniqueses arañan la pared para competir con los otros grandes de Europa, pero cuando ves a un killer como el polaco en el campo, deberíamos esperar un poco antes de darlos por muertos. Es una bestia herida y por tanto más peligrosa.

Lo mejor de Lewandoski es que no hace ruido más allá que el de sus goles. Asesino en serie de porterías rivales, ha adquirido la famosa eficiencia germana y no desperdicia ninguna oportunidad para alimentar una buena racha. Esa combinación es letal.

Foto tomada de as.com/

En sus primeros años en el Borussia Dormunt, con solo 22 años, su  entrenador  —un todavía no muy conocido Jurgen Klopp— le criticó por “no tener suficiente juego, no hacer más goles y no alcanzar el nivel esperado”. La crítica lo afectó tanto que empezó a asistir al gimnasio varias horas además del entrenamiento reglamentario para ganar masa muscular. Poco tiempo después conquistaron dos Bundesligas y una Súpercopa con hat trick incluido del “flaco” Lewandowski. Hoy brilla como la estrella absoluta de su antiguo rival y callaíto nos recuerda que hará hasta lo imposible para llegar a la cumbre.

Le sugerimos...

Un gol cubano en la Premier y hasta cuándo la burocracia

 

Deje su comentario

*(Campos requeridos)